NEWSLETTER

NEWSLETTER SEPTIEMBRE
NEWSLETTER AGOSTO
 

Corfo aprueba propuesta de continuidad del Programa I+D “Relaves con Valor”

Gracias a los buenos resultados obtenidos por el programa en su primera etapa, que se extendió entre 2017 y 2021, hoy comienza una nueva etapa de continuidad, que tiene como objetivo desarrollar actividades complementarias y de optimización del trabajo ya realizado.

El 2017, como parte de la cartera de programas tecnológicos y estratégicos de Corfo, nace el programa I+D “Relaves con Valor”, liderado por el consorcio JRI-Ecometales, y cuyo principal objetivo era identificar y capturar elementos de valor no tradicionales (EVNT) desde relaves, especialmente desde tierras raras (TTRR). Un trabajo que duró un poco más de cuatro años y que concluyó en junio de 2021, con resultados muy auspiciosos para la minería polimetálica nacional.

Gracias a estos buenos resultados, Corfo decidió aprobar recientemente la propuesta de continuidad del proyecto, la cual propone actividades complementarias y de optimización del trabajo ya realizado y que se extenderá desde enero hasta octubre de 2022.

“Esta nueva etapa tiene dos objetivos principales: el primero, optimizar el esquema tecnológico propuesto para recuperar TTRR desde relaves, recuperando otros elementos, tales como Cu, Fe y P; y el segundo, gatillar el interés por el reprocesamiento de relaves, ejecutando análisis exploratorios y esbozando casos de negocios en diferentes depósitos de relaves”, explica Fernando Vera, Director del Programa.

Fernando Vera, Director de «Relaves con valor»

En esta entrevista, Fernando nos cuenta más detalles sobre las líneas de investigación de esta nueva etapa y los resultados que esperan de ella.

¿En qué consistirá esta nueva etapa?
Esta nueva etapa tiene dos objetivos principales bien acotados. El primero es optimizar el esquema tecnológico propuesto para recuperar TTRR desde relaves, con un enfoque polimetálico, es decir recuperando otros elementos, tales como Cu, Fe y P. Para lograr esto, repetiremos una serie de pruebas metalúrgicas, pero ajustando algunas condiciones de operación o incorporando un paso intermedio, a fin de optimizar parámetros como la recuperación, selectividad y pureza. El plan de trabajo implica la participación de laboratorios y centros de investigación, asesores, y proveedores, con lo cual, esperamos además que cada uno de ellos, directa o indirectamente, fortalezcan sus capacidades locales y sumen experiencia para ofrecer sus productos y servicios a una emergente y promisoria minería secundaria y polimetálica.

El segundo objetivo es estratégico. Aspiramos a gatillar el interés por el reprocesamiento de relaves, ejecutando análisis exploratorios y esbozando casos de negocios en diferentes depósitos de relaves. Idealmente, lograr acercamientos con los dueños de depósitos. Estamos alineados con el Plan Nacional de Depósitos de Relaves y Política Nacional Minera 2050, que nos invita a impulsar la minería secundaria. Desde nuestra vereda, con recursos limitados, esperamos colaborar identificando oportunidades y apoyando a que surjan proyectos de reprocesamiento de relaves.

¿Cuáles serán las nuevas líneas de investigación?
Para cumplir con nuestro primer objetivo, se trazaron 3 líneas de investigación orientadas a optimizar el rendimiento de diferentes procesos. Primero, optimizar la etapa de concentración física de los minerales que acarren las tierras raras, que involucra procesos de separación magnética y flotación. Segundo, optimizar la etapa de disolución química de las TTRR desde sus minerales portadores. Y tercera, optimizar la etapa de concentración química de las TTRR y obtención de un concentrado de estos elementos, con una ley superior a lo que ya obtuvimos. Para este último desafío, contamos con el valioso apoyo de la Comisión Chilena de Energía Nuclear (CChEN) y SOLVAY Chile.

En términos prácticos, en la etapa anterior, se logró recuperar un concentrado de TTRR del 4%, a partir de un relave con 400 ppm, lo que significa una razón de enriquecimiento global de 100 veces. Esperamos mejorar sustancialmente ese resultado.

¿Por qué consideran que es tan importante la investigación de los elementos que se pueden encontrar al interior de los relaves?
Es evidente la creciente demanda por elementos declarados como críticos y estratégicos por la Unión Europea, Estados Unidos y otros países, y eventualmente habrá un déficit si no aparecen nuevas fuentes de estos. De aquí la importancia de investigar ahora sobre la recuperación de EVNT, y sobre todo aquellos cuya presencia ya está identificada en los relaves.

Lo anterior significará un escenario atractivo para el desarrollo de proyectos de reprocesamiento de relaves, donde no sólo existirá un beneficio económico y la oportunidad de generar más empleo, sino que además ofrecerá importantes externalidades positivas, siendo una buena oportunidad para recomponer relaciones con las comunidades y sanear ambientalmente terrenos cubiertos por relaves, especialmente en aquellos casos que están clasificados como pasivos ambientales.

Hace 5 años atrás, en la primera edición del Roadmap Tecnológico de la Minería, Corporación Alta Ley invitó al mundo minero a convertir estos pasivos en activos. La recuperación de elementos de valor desde relaves podría financiar proyectos de remoción y traslado de relaves a instalaciones donde sean reprocesados y depositados conforme a la normativa vigente.

Los cristales de Tierras Raras (TTRR) son casi el producto final. Se calcinan a aproximadamente 800°C y se obtiene el concentrado de óxidos de TTRR.